"La Suerte" El factor del que nadie habla

La suerte - buena y mala - da forma a la vida de los seres humanos. Si crees que tienes el control absoluto de tu vida, te estás engañando.

Incluso debemos nuestra mera existencia a un evento circunstancial que ocurrió antes de que naciéramos. ¿Cómo se conocieron nuestros padres? Por mera casualidad, se generó una mezcla de cromosomas que dictaron nuestro tamaño, sexo, el color de nuestra piel, ojos, nariz y boca.

Durante nuestras vidas nos ocurrirán un sinfín de eventos afortunados y desafortunados de los que no tendremos ningún control. Factores que van a influenciarla y seguirán haciéndolo hasta el último día.

Entonces, ¿Porque las personas se niegan a ver algo tan evidente como lo es la suerte? Es simple, lo hacemos porque no nos gusta pensar que estamos a merced de una serie de eventos aleatorios. Preferimos convencernos con la ilusión de que tenemos control de nuestro destino.

¿Que hizo Obama para ser el primer presidente negro de Estados Unidos? No es el primer ciudadano estadounidense negro con aspiraciones políticas lo suficientemente preparado para asumir el cargo. Simplemente estuvo en el lugar adecuado en el momento adecuado y con un poco de suerte logró subir en la escalera política del gobierno americano.

Los cambios de suerte no suceden solamente a las personas, también suceden a las organizaciones. Tomando como ejemplo Standard and Poor una de las más respetadas firmas de Wall Street. S&P no promete a los inversionistas que sus sugerencias tendrán éxito pues está prohibido hacer garantías. Aun cuando hayan tenido éxito en algunas predicciones la ley les requiere advertir a los subscriptores que los éxitos pasados pueden no repetirse en el futuro. Esto lo hacen para que inversionistas no pongan todos los ahorros de su vida en el mercado de valores; se presente un golpe de mala suerte y todo termine de manera muy desfavorable.

La suerte puede golpear tan fácilmente a los más grandes analistas como a cualquiera de nosotros. Cuando observamos claramente como la suerte puede afectar una situación en particular, nos volvemos conscientes de que las condiciones tienden a cambiar constantemente. Estas pueden cambiar rápida, radicalmente y sin previo aviso.

No podemos predecir cuál será el cambio o cuando sucederá. Lo único predecible es que este sucederá tarde o temprano.

alt

Afortunadamente existen algunas técnicas que te ayudan a sacar mejor provecho de cada situación y a dictar un poco mejor el camino de nuestra suerte:

1. Haz la distinción entre planeación y suerte. No puede existir el éxito sin la presencia de ambos.
Existen situaciones que no están tan fuertemente influenciadas (la suerte como la bolsa de valores por ejemplo), al conducir del trabajo a casa, es poco probable que tengamos un accidente. Este es un ejemplo claro en el que la planeación casi siempre toma el rumbo que esperábamos. 

Debemos entender siempre en qué clase de situación nos encontramos para saber qué clase de decisiones tomar al respecto.
2. Muévete en el entorno donde las cosas están sucediendo.
El talanto? Por supuesto que es importa. También las agallas, gracia , carisma y muchísimos otros atributos pero ninguno de ellos sirve de algo sin almenos un poco de buena suerte.

Si eres un ermitaño, nada sucede en tu vida.

Esto no significa que debas de ser el chico popular de la clase al que todo el mundo conoce. No todos podemos ser el alma de la fiesta. Algunos somos mas  callados que otros, pero todos podemos andar por la vida con una actitud amigable y abierta a nuevas oportunidades. Podemos mantenernos activos. Lo peor se puede hacer es mantenerse retraido en nuestras redes tanto de amistades como en el trabo.
3. Sumerge un pie en los riesgos. No te eches un clavado.
Existen dos maneras que casi aseguran una derrota en la toma de deciciones. Una es tomar riesgos locos; riesgos que se encuentran fuera de proporción en comparación con los beneficios a obtener. La otra es no tomar ningún riesgo.

Las personas con suerte comunmente evades ambos extremos. Cultivan la tecnica de tomar riesgos bien analizados.

Consideremos el ejemplo mas comín: Un recién egresado entra a una compañia justo después de graduarte; teme los riegsos; nunca asoma la cabeza; toma la menor cantidad de decisiones posibles; no innova nada. Llega al trabajo a la hora indicada cada mañana, realiza justo el trabajo requerido y se va puntualmente a la hora establecida.

Para que srive todo esto? Seguridad. Un salario modesto y condiciones de vida comfortables y una pension que asegura un retiro. Esto no tiene nada de malo, pero donde está la vida y el color? Donde están las victorias, los triunfos? 

Nuestra condición social tiende a empujarnos hacia ese estilo de vida. Aprendemos a no tomar riesgos, nos enseñan a pasar por la vida metiendo escondiendo nuestra cabeza en la tierra: "mas vale pájaro en mano" después de todo.

Todos queremos que nos sucedan eventos interesantes, pero estos eventos no sucederán a menos que tomes alguna clase de riesgo. Recuerda la definición de la suerte: eventos que van a influenciar tu vida pero no tienes el control sobre ellos. Para que estos eventos sucedan, tienes que *invitarlos*; en otras palabras, saca la cabeza de la tierra.

En conclusión, aprender a diferenciar aquellos riesgos con un gran beneficio y los riesgos muy grandes con un beneficio pequeño.
4. Aprende cuando "Cobrar tus fichas" y retirarte

Pendiente

5. Zigzag - La suerte nunca es lineal

Pendiente

7. Siembre debes estar preparado para la catástrofe.

Pendiente

8. No hables a menos que sea absolutamente necesario

Pendiente

10. Siempre ten un plan B, C y D

Pendiente

11. Ten en mente siempre a contactos que puedan crear oportunidades.

Pendiente


Recomiendo: (How to get lucky de Max Gunther)[http://www.amazon.com/exec/obidos/ASIN/1906659982/farnamstreet-20]

Gustavo Reyes

Soy un apasionado de la tecnología, el café y la lectura. En este blog escribo sobre distintos temas de los que aprendo todos los días. Twitter: @gus_reyes01

Monterrey, México http://alluxi.mx

Subscribe to Alluxi

Get the latest posts delivered right to your inbox.

or subscribe via RSS with Feedly!